Vacunate contra la Gripe

La gripe o Influenza es una enfermedad viral respiratoria muy contagiosa típica de épocas invernales.
Se caracteriza por fiebre intensa (en general mayor a 38°), síntomas respiratorios (tos, dolor de garganta, secreción nasal) y afectación del estado general (cansancio, dolores musculares difusos y necesidad de guardar reposo). Llamamos a esto Sindrome Tipo Influenza (STI).
La gran mayoría de los afectados se recupera en una o dos semanas sin necesidad de recibir tratamiento específico (la gripe no se trata con antibióticos); sin embargo, ocasionalmente, pueden aparecer complicaciones en poblaciones específicas como neumonía o descompensación de alguna enfermedad preexistente. La vacunación en estos “grupos de riesgo” busca prevenir o atenuar la aparición de las mismas.

Poblaciones específicas de riesgo:
• Niños entre 6 y 24 meses. Deben recibir dos dosis pediátricas separadas por al menos cuatro semanas.
• Embarazadas en cualquier momento de la gestación.
• Personas de 65 y más años.
• Mujeres post parto hasta los 10 días de haber dado a luz (si no recibieron la vacuna estando embarazadas).
• Pacientes con enfermedades crónicas independientemente de su edad (Diabetes, Obesidad, Asma, Enfisema, Enfermedad renal crónica, pacientes cardíacos, pacientes oncológicos en tratamiento, pacientes bajo tratamiento con medicamentos que bajan las defensas, transplantados, etc.).
• Personal de salud.
Las reacciones adversas son infrecuentes y suelen ser leves, limitándose a algunas reacciones locales en el sitio de aplicación (inflamación, enrojecimiento) o a cierta febrícula o malestar de pocas horas de evolución. Las reacciones severas son excepcionales, aproximadamente 1 en un millón de dosis aplicadas y suelen estar asociadas a algún tipo de alergias a sus componentes, especialmente proteínas del huevo.
Es gratuita en centros de salud y hospitales públicos de todo el país. Se debe llevar documento y sólo en el grupo de pacientes con enfermedades crónicas, la indicación del médico tratante.
Además de la vacuna otras medidas de protección son:
• Al toser o estornudar cubrirse la boca y nariz con el brazo.
• Lavarse las manos en forma frecuente.
• Mantener los ambientes limpios y ventilados.

Asesoría de Planificación, Estadística, Investigación y Epidemiología